miércoles, 12 de octubre de 2011

La Progresión Eterna


Esta es quizás la más fantástica de las enseñanzas mormonas, la misma parece haber surgido de una mente calenturienta. En el video documental "Hacedores de dioses" se dice: "Que trillones de planetas por todo el universo son gobernados por dioses que un día fueron humanos como nosotros. Según los mormones en uno de esos planetas un dios no identificado y su esposa dieron a luz un hijo espiritual llamado elohim. Esta criatura espiritual después nació de padres humanos quienes le dieron cuerpo, por ser obediente a las enseñanzas mormonas se hizo merecedor de ser elevado a la divinidad igual que su propio padre. Los mormones creen que elohim es el padre celestial de ellos y que vive con todas sus esposas en un planeta lejano. Este dios y sus esposas mediante relaciones sexuales producen millones de hijos espirituales. Para decidir los destinos de estos hijos, elohim convocó una asamblea celestial. Los dos hijos mayores de elohim estuvieron allí, Jesús y Lucifer. Un plan fue presentado para construir el planeta tierra, donde serían enviados los hijos espirituales para que adquiriesen forma mortal y conocieran el bien y el mal. Lucifer se puso de pie y dijo: Que el sería el salvador de este nuevo mundo, él obligaría a todos a convertirse en dioses. Oponiéndose a la idea el Jesús mormón dijo: Que a los hombres se les diera la libertad de escoger, asi como se les había dado oportunidad de escoger a los seres de otros planetas. Por mayoría de votos la propuesta del Jesús mormón fue aprovada. Este Jesús sería enviado como salvador del planeta tierra. Enfurecido Lucifer convenció con astucia a una tercera parte de los espíritus destinados a la tierra a que se revelarán y lucharán a su lado. Este Lucifer se convirtió en el diablo y sus seguidores en los demonios. Lucifer y sus aliados fueron vencidos y enviados a este mundo. A ellos se les negó para siempre el tener cuerpos de carne y huesos. Los espíritus que permanecieron neutrales en la batalla fueron maldecidos con nacer de piel negra, asi explican los mormones el origen de la raza negra en este mundo. Los espíritus que lucharon contra Lucifer, debían nacer con piel blanca en este mundo".
Enseñan que somos tan eternos como Dios mismo, pero para lograr la perfección y la deidad, debemos pasar por lo menos tres etapas de vida:
1. En la primera etapa fuimos "inteligencias" que existían eternamente.
2. De ahí progresamos al mundo espiritual premortal, donde nacimos mediante procreación por Dios y una de sus "tantas esposas". Los mormones no pueden explicar cómo Dios, siendo según ellos un hombre glorificado con un cuerpo de carne y huesos tangible como los del hombre, engendra espíritus en vez de cuerpos de carne y huesos.
3. La tercera etapa de progresión eterna es nuestra prueba mortal actual. Según los mormones como previamente señalamos hubo una revuelta en el cielo entre los hijos del dios Elohim. Enseñan que los hijos de Caín y Cam debían venir a este mundo como negros. Puesto que no fueron valientes en la preexistencia, fueron maldecidos, y por ello no pudieron tener el sacerdocio mormón, sino hasta el 9 de junio de 1978. En esa fecha el presidente Spencer W. Kimball anunció que Dios le había revelado que todos los miembros masculinos dignos de todas las razas podían entonces ocupar el sacerdocio. La "revelación" del presidente Kimball, puso fin a la maldición que impedía a los negros ejercer el sacerdocio, pero no cambió la doctrina mormona de la preexistencia, ni quitó tampoco la marca de la maldición. Maldición, que Brigham Young dijo ser "la nariz chata y la piel negra" con la cual nacen los de raza negra.
Publicar un comentario